Publicidad

Si vas a buscar un repelente de mosquitos natural verás la gran cantidad de variedades existentes cada uno con diferentes ingredientes activos y, como no, cada uno asegura tener una alta efectividad. ¿Pero cuál de ellos será el más efectivo?. Si se revisan la mayoría de datos publicados todos indican que la eficacia repelente puede variar considerablemente en potencia y en tiempo de actividad de un producto a otro. Además del propio ingrediente activo, influyen factores como la temperatura ambiente, la cantidad de sudor, exposición al agua, especie de mosquitos y otros factores variables.

De forma general se puede decir que a mayores concentraciones de principio activo el repelente ofrece mayor tiempo de protección. Sin embargo, concentraciones mayores al 50% no ofrecen un incremento notable en el tiempo de protección. Por otro lado, productos con concentraciones bajas (por debajo del 10%) ofrecen una protección bastante limitada en el tiempo, como uno o dos horas. En este tiempo de protección también influye la tecnología utilizada en el repelente siendo la micro-encapsulación una tecnología que ofrece una liberación del producto de forma gradual y progresiva pudiendo ofrecer un largo tiempo de protección incluso con concentraciones del principio activo muy bajas.

De momento, ninguno de los repelentes de insectos naturales pueden superar en tiempo de protección a los repelentes químicos con DEET (N,N-Dietil-meta-toluamida, el ingrediente más habitual en los repelentes de mosquitos). Esto implica que los repelentes naturales deberán aplicarse con más frecuencia, no que no sean efectivos.

Aceite de eucalipto limón

El aceite esencial del eucalipto limón (Corymbia citriodora) está compuesto en un 80% de citronelal, una sustancia muy bien conocida por sus efectos como repelente de insectos. Existen estudios que avalan su efectividad en comparación con otros repelentes químicos como el DEET y otros repelentes naturales.El Centers for Disease Control and Prevention, en su información sobre repelentes de insectos, reconoce al aceite de eucalipto limón, o su equivalente sintético (Citriodiol o para-mentano-3,8-diol), como el repelente de mosquitos natural más eficaz. Y así también lo demuestran algunos estudios, como el estudio llevado a cabo en el año 2006 por la organización Consumer Reports que llegó a la conclusión de que el eucalipto limón es el mejor repelente de mosquitos natural. En comparación con un repelente infantil con 4,75% de DEET, el aceite de eucalipto limón mostró un tiempo de actividad de 120 minutos frente a los 88 aproximadamente del repelente químico.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos pone al mismo nivel efectividad al aceite de eucalipto limón y repelentes de DEET al 7-15% con un tiempo de actividad de 2 horas aproximadamente.

La marca comercial Mosi-Guard basa su composición en este ingrediente y es de los repelentes naturales más vendidos.

Aceite de geranio y de semillas de soja

La revista inglesa New England Journal of Medicine puso en segundo lugar en el ranking de repelentes de mosquitos naturales a un producto comercial a base de aceite de geranio y de semillas de soja (Bite Blocker) que mostró un tiempo de protección de 94.6 minutos. Puedes consultar el estudio aquí. Un tiempo de actividad superior al mostrado por repelentes a base DEET 6,5%.

Este mismo producto fue probado en estudios llevados a cabo por el Departamento de Agricultura de Estados Unidos y mostró mayor efectividad que los repelentes con DEET al 7% pero menos que DEET 15%.

Publicidad

Un estudio realizado por la Universidad de Guelph (Ontario, Canadá) mostró un tiempo de protección de este producto de tres y horas y media (90 minutos) con una protección del 97%, en comparación con DEET al 6,5% que mostró una protección del 86% durante ese mismo período del tiempo. Este mismo estudio también comparó la actividad con un producto a base de citronella que sólo mostró una protección del 40%.

Citronella

La citronella puede ser el anti-mosquitos natural más y mejor conocido y se puede encontrar en lociones, sprays, cremas, aceites para quemador de esencias, varillas para quemar, y un largo etcétera. Los estudios que hay sobre el aceite de citronella como repelente de mosquitos muestran que su eficacia es bastante limitada y menor que la mostrada por las alternativas naturales mencionadas anteriormente. En concreto, estudios realizados por la Universidad de Guelph encontraron que la citronella muestra buena protección, 86%, hasta casi dos horas pero que la efectividad es máxima en la primera media aproximadamente y luego cae de forma rápida. Esto se puede solventar con una aplicación más frecuente. También encontraron que el uso de velas de citronella reduce las picaduras de las personas que hay cerca hasta en un 42,3%, casi el doble que con el uso de incienso de citronella.

Dispositivos de ultrasonidos

Todo lo que leo es siempre lo mismo: los fabricantes aseguran que funcionan pero los estudios independientes realizados demuestran que no, de momento se necesitan más estudios y pruebas. Estos aparatos funcionan emitiendo ultrasonidos que simulan el zumbido de un mosquito mancho. Sólo pican los mosquitos hembra en gestación, y cuándo están en gestación huyen de los machos. El aparato, al simular el zumbido del macho, hace que las hembras en gestación huyan evitando así que nos piquen.

Otros

Los repelentes naturales citados son los que han mostrado mayor actividad y efectividad pero existen otros muchos ingredientes naturales a los que se otorgan estas propiedades aunque sin estudios que los avalen.

Entre estos está la teoría popular sobre la vitamina B1 y la cebolla. Se cree que tomar suplementos de vitamina B para conseguir una alta concentración en sangre ahuyenta a los mosquitos y hace que no te piquen. La misma teoría existe con la ingesta de cebolla. No hay estudios que lo demuestren pero si lo contrario. Según un estudio realizado por la Universidad de Wisconsin, la ingesta de suplementos de vitamina B1 no tiene ningún efecto como repelente de mosquitos.

Algo casi totalmente desconocido es la capacidad para ahuyentar a los mosquitos del aceite esencial de hinojo. La Universidad Nacional de Seúl llevó a cabo un estudio en el que un spray con un 5% de aceite esencial de hinojo y mostraba actividad anti-mosquitos con una protección del 84% durante 90 minutos.

También existen evidencias de que el tomillo, en concreto el carvacrol y el alpha-terpineno, dos sustancias presentes en el aceite esencial de tomillo, tiene una actividad anti-mosquitos muy prometedora pero hacen falta altas concentraciones y puede irritar bastante la piel. Igual ocurre con el aceite esencial de clavo.

Publicidad