Publicidad

Las estrías son marcas en la piel formadas por cicatrices en la dermis y epidermis. Existen varios tipos y se pueden categorizar atendiendo a diferentes criterios, principalmente según su causa y según su coloración. Las estrías comienzan a aparecer como líneas de color ojo o morado sobre la piel que va aclarando hacia color rosado llegando a hacerse blancas en pocos años.

Las causas pueden ser muy diversas pero las dos teorías más difundidas son por efecto hormonal y por un crecimiento de la superficie más rápido que el crecimiento del tejido de la propia piel Aparecen sobre todo en senos, abdomen, muslos, caderas y toda la circunferencia de la cintura. Se producen sobre todo durante el embarazo, adolescencia y también pueden aparecer cuándo una persona engorda rápidamente o se somete a entrenamiento físico. Los tratamientos más utilizados consisten en aceites, cremas y eliminación con láser pero ninguno de ellos ha probado ser un tratamiento 100% efectivo.

Formación de las estrías

Las causas que desencadenan las estrías no se conocen con exactitud pero los expertos aceptan principalmente dos teorías: el efecto hormonal y una rápida expansión de la piel . Probablemente ambas causas sean ciertas y en ocasiones se den a la vez como en la adolescencia o durante el embarazo y lactancia.

La piel del cuerpo humano se compone de tres capas: epidermis (capa externa), la dermis (capa intermedia) y la hipodermis (capa interna). La dermis tiene una gran cantidad de colágeno que ayuda a mantener la piel tensa y elástica. La teoría de formación de estrías más aceptada afirma que durante períodos de un crecimiento rápido, la producción de colágeno no siempre se produce a un ritmo adecuado y puede quedar en una proporción menor a la óptima. La dermis pierde elasticidad no pudiendo adecuarse al estiramiento que está sufriendo, como resultado aparecen cicatrices decoloradas, las estrías.

Otros expertos aseguran que las estrías son producidas por el efecto hormonal de los glucocorticoides. El organismo secreta hormonas de este tipo en gran cantidad durante la adolescencia, el embarazo, en personas obesas y durante entrenamientos intensivos. Los expertos que defienden esta teoría sostienen que estas hormonas disminuyen la formación de colágeno causando una menor elasticidad cutánea.

Publicidad

Tipos de estrías

Las estrías se pueden clasificar en varios tipos y según diferentes criterios, principalmente según la coloración y según la causa que las ha provocado.

1

Según el color

La clasificación de las estrías según el color es muy simple. Existen principalmente tres tipos:

  • Rojas o moradas: son estrías nuevas de reciente aparición, normalmente con menos de un año.
  • Rosadas: son estrías con aproximadamente uno o dos años.
  • Blancas o grisáceas: son las estrías más viejas.

Los dermatólogos suelen considerar que las estrías rojas o moradas, la más jóvenes, son más fáciles de tratar ya que la piel está aún en el proceso de estiramiento.

2

Según la causa

  • Adolescencia: Durante la adolescencia el cuerpo crece rápido y es muy frecuente que aparezcan estrías. Además en estas edades hay cambios hormonales importantes que pueden afectar a la aparición de estrías. La localización de las estrías es en lugares dónde se acumula grasa como la parte baja de la espalda, zona superior de los brazos, senos, caderas y muslos.
  • Entrenamiento físico: Personas que siguen un entrenamiento físico intensivo, como los culturistas o personas en entrenamiento para perder peso, pueden desarrollar estrías fácilmente debido al estiramiento de la piel producido por el crecimiento muscular, por ejemplo en bíceps y pantorrillas. Los culturistas que utilizan esteroides anabolizantes tienen una tasa de estrías superior.
  • Embarazo y lactancia: se estima que entre el 70 y el 90% de las mujeres embarazadas desarrollan estrías convirtiéndose en uno de los mayores grupos de personas con estrías. Aparecen principalmente en el abdomen y senos, ambas partes del cuerpo sufren un rápido crecimiento durante el embarazo y además se unen los cambios hormonales. Suelen aparecer durante el tercer trimestre.

Tratamientos de eliminación

La mayoría de estrías se difuminan con el tiempo y se hacen menos visibles pero no es muy común que desaparezcan por completo por sí solas. Muchos dermatólogos y profesionales afines al cuidado de la piel suelen recomendar aceites y cremas para prevenir la aparición de estrías al mantener la piel hidratada y elástica. Los resultados con el uso de estos remedios tópicos no son concluyentes. La reducción de las estrías ya formadas se suele tratar mediante tratamientos láser y peeling químicos que favorecen la regeneración celular y la formación de colágeno.

Por mucho que te recomienden un tratamiento para eliminar las estrías, la verdad es que a día de hoy ninguno ha demostrado ser realmente eficaz. Esto se debe principalmente a que son tratamientos que se quedan en las capas externas de la piel y no llegan a capas más profundas dónde realmente se sitúan las estrías.

Publicidad