Publicidad

Una citación judicial es una orden dictada por un juez o tribunal dada a una persona para que acuda personalmente un día y a una hora determinada al juzgado. Las citaciones judiciales no quieren decir que la persona citada esté imputada de delito alguno pero sí que se requiere su presencia para esclarecer algunos hechos. Una citación judicial puede ir dirigida a cualquiera de las partes del juicio (acusación y acusados) pero también a un tercero como puede ser un testigo, un perito, un médico, etc.

Las citaciones judiciales suelen ser subpoena, termino latín que significa “so pena”, es decir, las citaciones judiciales son órdenes de obligado cumplimiento bajo pena en caso de incumplimiento, normalmente se considera un delito con castigos de cárcel o grandes multas. Las citaciones se hacen llegar siempre a través de un medio que deje constancia de que ha sido recibida, de esta forma se pueden tomar las medidas oportunas en caso de desobedecimiento. En muchos casos los receptores de las citaciones son los abogados quienes están obligados a hacerles llegar la citación a sus clientes.

En algunas ocasiones las comparecencias pueden realizarse a distancia, por ejemplo a través de vídeo conferencia. En estos casos se ha de comunicar por adelantado la intención de no comparecer presencialmente y justificar los motivos. Una de las causas más comunes de comparecencias a distancia son problemas médicos que impiden el desplazamiento a la persona citada.

En aquellos casos en los que la persona citada es parte en el juicio, la no comparecencia puede suponer la pérdida directa del juicio.

Composición de una citación

En una citación judicial siempre vamos a encontrar una estructura básica de tres partes:

  1. Encabezamiento: en esta parte del documento de citación se identifica claramente las palabra CITACIÓN. En algunas ocasiones puede aparecer NOTIFICACIÓN. A continuación aparecen los datos de la persona citada.
  2. Cuerpo: incluye texto descriptivo del motivo de la citación así como el lugar, fecha y hora. En el cuerpo se hace constar los documentos que la persona citada ha de llevar consigo el día de la citación.
  3. Pie: en el pie aparece la fecha de emisión de la citación así como firma y datos identificativos del juez o tribunal emisor.

Tipos de citaciones

En función de que la citación tenga o no una fecha establecida podemos encontrarnos con dos tipos de citaciones:

  1. Citación a fecha: la citación especifica un día, una hora y un lugar.
  2. Citación a término: la citación establece un plazo para que la persona comparezca en el lugar indicado sin que tenga que ser un día u hora concreto.
Publicidad
  • cristian

    que pasa si me cita la PDI y no me presnto al dia que me citaron?