Publicidad

La pitaya, pitahaya o también conocida como fruta del dragón, es el nombre que recibe el fruto de varias especies de cactus de los géneros Hylocereus y Selenicereus, ambos de la familia Cactaceae. Es una fruta muy llamativa con formas exóticas y colores intensos, generalmente de piel en escamas de color rojo o amarillo, pulpa blanca o rosa y pepitas negras.

Orígenes y distribución

La fruta del dragón es original de América Central aunque en la actualidad se cultiva también fuera de esta región en países como China, Vietnam o Israel. Estos tres países junto a México, Perú, Nicaragua y Colombia son los principales productores mundiales. Se cree que fueron los franceses los que, hace siglos, introdujeron esta fruta en Vietnam, desde dónde se expandiría a China y otros países asiáticos.

También se cultiva pitahaya en otras muchas zonas tropicales del mundo con temperaturas cálidas y alta humedad. Los períodos de frío pueden acabar con la planta fácilmente.

Variedades y características

La fruta del dragón tiene una piel fina en escamas y suele ser de color rojo o amarillo. El interior es una pulpa, generalmente rosa o blanca, repleta de pepitas negras. La fruta del dragón que se consume es el fruto de las siguientes especies:

Publicidad
  • Hylocereus undatus: con pulpa blanca y piel rosa.
  • Hylocereus monacanthus: con pulpa roja y piel rosa
  • Selenicereus megalanthus: con pulpa blanca y piel amarilla
  • Stenocereus thurberi: con pulpa roja y piel rojiza

En función de la especie la planta puede crecer desde unos centímetros hasta seis metros. Las flores sólo se abren por la noche y generalmente viven una sola noche durante la cuál tiene lugar la polinización que permite que aparezca el fruto. La flores emiten un olor muy agradable que puede ser percibido fácilmente allí dónde crezca la planta.

La mejor forma de comerse la fruta del dragón es cortándola por la mitad y sacar la pulpa con una cuchara. Es muy dulce y aromática aunque su aroma se pierde fácilmente con el calor. Resulta refrescante y es deliciosa en zumos fríos y macedonias de frutas. También se suele preparar mermelada de pitahaya. Las más comunes son las pitahayas de piel roja y pulpa blanca. Las de pulpa roja o rosa suelen ser más sabrosas aunque su cultivo es más difícil y por eso son menos comunes. Las de piel amarilla suelen ser más caras por cultivarse menos.

El transporte de la fruta del dragón es delicado ya que son muy sensibles a la presión y los golpes. En Europa se puede encontrar fruta del dragón proveniente de Centroamérica entre Julio y Diciembre y proveniente de Vietnam desde Enero hasta Junio. También se encuentran, cada vez con más frecuencia, fruta del dragón de origen tailandés durante todo el año.

Propiedades

El 90% de la pulpa de la fruta del dragón es agua. Entre sus minerales destaca el hierro, calcio y fósforo y entre sus vitaminas destaca la vitamina C, E y B. Aporta aproximadamente 50 kcal por 100 g.

Galería

Publicidad