Publicidad

La flor es un órgano reproductivo característico de las plantas que producen frutos y semillas, más conocidas como angiospermas. Se cree que estas plantas aparecieron hace al menos 135 millones de años, durante el Cretácico Inferior, y su capacidad adaptativa las ha convertido en las plantas de mayor biodiversidad de todo el planeta.

Pero no todas las plantas tienen flores. El uso coloquial de la palabra planta se refiere generalmente al grupo de las embriofitas, dentro del Reino Plantae, que además de las embriofitas también incluye algunos tipos de algas.

Las embriofitas se dividen en cuatro filos, tres de ellos sin flores:

  1. Filo Bryophyta: son las plantas terrestres no vasculares, como los musgos. Se reproducen por esporas; no producen flores ni semillas.
  2. Filo Filicinophyta: son los helechos y afines; también se reproducen por esporas y no producen flores ni semillas.
  3. Filo Coniferophyta: incluye a las coníferas, cícadas y ginkgos, todos ellos considerados gimnospermas, que se caracterizan producir semillas desnudas; no se producen dentro de un ovario cerrado que da lugar a un fruto como en las angiospermas. Los órganos reproductivos característicos de las gimnospermas son los estróbilos, también llamados conos.
  4. Filo Angiospermophyta: son las conocidas como angiospermas, magnoliofitas o plantas con flores, ya que se caracterizan por poseer típicamente flores y producir semillas encerradas en un fruto.

Según esta descripción, serían las angiospermas las únicas plantas con flores. Sin embargo, algunos autores definen flor como un tallo de crecimiento limitado que desarrolla hojas modificadas relacionadas con la reproducción, es decir, un braquiblasto con antófilos.

La estructura de una flor típica de angiosperma cuenta con sépalos, pétalos, estambres y pistilo; todas ellas son hojas modificadas con fines reproductivos, pero los estróbilos también. De hecho, muchas veces las flores de las angiospermas se refieren como estróbilos bisexuales.

Siguiendo esta definición, angiospermas y gimnospermas tendrían flores, es decir, todas las plantas espermatofitas, también llamadas fanerógamas, todas ellas plantas vasculares productoras de semillas. Las angiospermas tendrían flores con estructura de perianto, que sería la flor típica, y las gimnospermas tendría conos, que se consideraría otra estructura floral.

Galería

Referencias

  1. Barbara A. Ambrose, Michael Purugganan. (2012). Annual Plant Reviews Volume 45: The Evolution of Plant Form. Blackwell Publishing Ltd. DOI: 10.1002/9781118305881.
Publicidad