Publicidad

Los diferentes elementos químicos se ordenan en la tabla periódica por número atómico creciente distribuidos en 4 bloques y 18 grupos. Una de las características peculiares de esta distribución, son las tendencias en ciertas propiedades atómicas, entre ellas la electronegatividad.

¿Qué es la electronegatividad?

Los enlaces químicos son la base sobre la que diferentes elementos se combinan para formar las moléculas, compuestos y sustancias que conocemos. En la formación de estos enlaces, siempre están involucrados los electrones de las capas de valencia. La atracción que ejerce cada átomo por estos electrones determina el tipo e intensidad del enlace químico formado.

Cada elemento muestra una capacidad de atracción por electrones de valencia diferente, y es esta capacidad lo que se conoce como electronegatividad. Cuando dos átomos de elementos diferentes interaccionan para formar un enlace químico, siempre habrá uno que ejerza mayor atracción sobre los electrones de valencia que el otro, es decir, siempre hay uno más electronegativo que el otro.

Así, la electronegatividad se puede definir como la medida de la capacidad de atracción que ejerce un átomo sobre los electrones de valencia cuando forma parte de un enlace químico.

Publicidad

No se debe confundir con la afinidad electrónica, que mide la energía que se libera cuando un átomo gana un electrón. La electronegatividad, por el contrario, es una medida comparativa entre el comportamiento de los átomos de unos elementos y los átomos de otros elementos, la electronegatividad no se mide en unidades de energía, sino en una escala relativa.

El flúor es el elemento de mayor electronegatividad. La electronegatividad del flúor es igual a 3.98, y atrae a los electrones de valencia de otros átomos con mayor fuerza que los átomo de cualquier otro elemento. Todas las demás medidas de electronegatividad para otros elementos son relativas a este valor.

En la actualidad existen varias escalas de electronegatividad pero la primera de ellas fue desarrollada por Linus Pauling, químico estadounidense que obtuvo el Nobel en 1954 por sus trabajos sobre el enlace químico. Otras escalas de electronegatividad son, por ejemplo, la de Allred-Rochow, la de Sanderson o la de Allen.

Tabla periódica de electronegatividad (escala de Pauling)
Tabla periódica de electronegatividad (escala de Pauling)

Patrones de electronegatividad en la tabla periódica

De forma general, la electronegatividad aumenta de izquierda a derecha dentro de un período (filas horizontales en la tabla periódica), y disminuye de arriba hacia abajo dentro de un grupo (columnas verticales). Se puede observar esta tendencia desde los metales alcalinos, que presentan la menor electronegatividad de toda la tabla periódica, hasta los halógenos, que presentan los mayores valores de electronegatividad. El flúor es el elemento más electronegativo de todos (EN = 3.98), y el cesio el menos electronegativo (E = 0.79).

Publicidad
Tendencia de electronegatividad en la tabla periódica
Tendencia general de electronegatividad en la tabla periódica

De izquierda a derecha, va aumentando el número de electrones en la capa de valencia, por lo que va aumentando la atracción de otros electrones para completar la capa de valencia y alcanzar un estado estable. La disminución de electronegatividad al bajar en la tabla periódica se suele atribuir al aumento del radio atómico; la capa de valencia se va alejando del núcleo y con ello va disminuyendo la atracción que ejerce el núcleo sobre los electrones de valencia.

En este patrón general se pueden observar importantes excepciones en algunos tipos y series de elementos. Algunas de las más destacadas son los gases nobles. Una de las características de los gases nobles es contar con una capa de valencia completa, lo que les confiere una gran estabilidad y una electronegatividad prácticamente nula.

Otro patrón interesante se puede ver en los metales de transición. A lo largo de este numeroso grupo, la electronegatividad presenta baja variabilidad, tanto en los períodos como en los grupos, debido a que las características metálicas de estos elementos les hace atraer a los electrones con una facilidad similar entre ellos. Además de poco variable, la electronegatividad de los metales suele ser baja. De hecho, tienen mayor facilidad para ceder electrones y transformarse en cationes, que para atraer electrones y formar aniones.

Resumiendo:

  • La electronegatividad es una medida relativa de la capacidad que tiene un átomo para atraer electrones cuando participa en un enlace químico.
  • La electronegatividad suele laumentar de izquierda a derecha a lo largo de un período.
  • La electronegatividad suele disminuir al moverse hacia abajo en un grupo.
  • Los gases nobles suelen presentar electronegatividad nula.
  • La mayor electronegatividad la tiene el flúor (3.98). La menor electronegatividad la tiene el cesio (0.79).

Publicidad