Publicidad

El capitalismo y el comunismo son dos ideologías antagónicas. Mientras que la primera cree en el libre mercado, el segundo cree en la economía controlada por el gobierno. En el punto intermedio estaría el socialismo, ideología que cree en el libre mercado pero con cierto control del gobierno para asegurar un reparto justo de recursos en la sociedad.

Recursos, producción y régimen de propiedad

Aunque pueda haber otras muchas diferencias, las principales diferencias entre el comunismo y el capitalismo radican en el trato de la propiedad, el reparto de recursos y el control de los sistemas de producción y distribución. En el comunismo es la sociedad (comunidad) quién es la propietaria de los recursos y los derechos de explotación y producción. En el lado contrario, en el capitalismo los recursos y la producción están en manos privadas, ya sean personas individuales o empresas.

El reparto de los recursos es también radicalmente diferente. En el comunismo todos los recursos y beneficios de cualquier actividad son repartidos por igual entre todas las personas que integran la comunidad. En el capitalismo el dinero y el beneficio de la actividades productivas, así como otros bienes, permanecen en el sector privado. Esto radica en la tendencia a la abolición de la propiedad privada en el comunismo en favor de la propiedad común, siendo la propiedad privada uno de los pilares básicos de un sistema capitalista.

Se puede decir que en el comunismo la comunidad en su conjunto está por encima del individuo, cada miembro necesita al otro y el trabajo conjunto para conseguir los objetivos. En el capitalismo prima la libertad individual y la competencia con el prójimo para lograr los objetivos.

El sistema de precios y competencia en el capitalismo es autorregulado por el mercado y la conocida como ley de oferta y demanda quedando libertad al sector privado de decidir sobre la estructura de precios. Por el contrario, en el comunismo el sistema económico es controlado e intervenido por el gobierno, desde la producción a los precios finales.

Un régimen comunista pretende eliminar las clases sociales y sus diferencias, principalmente las diferencias económicas y de poder.

Publicidad

Cambios históricos en la definición

Aunque hay diferencias muy claras entre el capitalismo y comunismo, la definición de ambos conceptos ha sufrido cambios importantes a lo largo de la historia mezclándose ciertas estructuras de gobierno que, aunque pueden ir juntas, no son comparables como se explica más adelante.

En el Manifiesto Comunista de Karl Marx y Friedrich Engels, publicado en 1948, dice literalmente “La democracia es la forma perfecta del comunismo”. En el Manual on Citizenship Training (1928), publicado por el gobierno de Estados Unidos, se dice lo mismo sobre democracia y comunismo. Sin embargo, actualmente la mayoría de democracias siguen un sistema capitalista; queda claro que la definción de estos conceptos ya no es la misma. Veamos las definiciones originales de ambas formas de gobierno de principios del siglo XX (aunque realmente fue Platón el primero en hablar sobre esto).

Comunismo: El comunismo es un cuerpo político elegido democráticamente de entre múltiples participantes que se constituye en un órgano representativo que respeta la voluntad del pueblo. El 51% decidiría sobre el 49% restante de la población. Este concepto aparece de forma prácticamente igual en el Manifiesto Comunista, el Manual on Citizenship Training e incluso en las obras de Platón.

Capitalismo: es una forma superior de gobierno dónde la forma base de gobierno no es dirigida por leyes. Puede darse en democracia y en aristocracia (política dirigida por un clase elitista minoritaria). Hay que aclarar que al decir forma superior de gobierno no se refiere a un gobierno mejor si no a que las decisiones políticas están supeditadas a reglas superiores, o dicho de otra forma, el capitalismo es un orden socioeconómico basado en el usufructo de la propiedad privada y el gobierno ha de obedecer a este usufructo y propiedad privada. El gobierno no regula, por tanto, al capital y queda en una situación inferior.

Tras leer los dos párrafos anteriores se pueden ver claros conflictos. Marx trató esto conflictos de la siguiente forma:

  • Clases sociales: el comunismo rechaza la diferencia entre clase sociales, incluso la propia existencia de clases; la mayoría de personas entran dentro de la clase dominante. El capitalismo promueve la existencia y diferenciación de clases sociales mediante la promoción de posesiones materiales y los estilos de vida relacionados. Aunque hay individuos en la clase más baja que no tengan recursos para comer o pagar atención médica, la clase que acumula bienes tienen protegidos sus derechos a poseerlos como propiedad privada.
  • Tendencias sociales: Comunismo y democracia tienden ambos hacia el socialismo, pues promueven la redistribución de los recursos entre todas las clases sociales para asegurar menos privilegios desproporcionados, un acceso igualitario a bienes y servicios de primera necesidad como comida, vivienda y salud. El capitalismo es opuesto a esta redistribución puesto que la mayor parte de los ingresos provienen de productos y servicios que la gente necesita para poder sobrevivir, ingresos que a su vez van a parar en su mayor a parte a manos privadas.

Galería

Lecturas adicionales

Publicidad