Publicidad

El descuento en productos ofrecidos por muchos establecimientos a menudo no viene ya descontado en el precio. En estos casos es necesario que calculemos el precio final que quedará tras aplicar el descuento y poder ver si realmente merece la pena y, sobre todo, si nos es asequible y podemos comprar el producto.

Descuento en porcentaje

Si el descuento está expresado en porcentaje primero tenemos que calcular la cantidad de ahorro para luego restarla al precio original. El cálculo es similar al de cualquier otro porcentaje. La forma más fácil es:

Descuento = Precioinicial\times\frac{\%descuento}{100}
Cálculo del descuento neto desde porcentaje
  1. Divide el porcentaje de descuento entre 100. Por ejemplo, si hacen un descuento del 20% tendríamos que hacer 20/100 = 0,2.
  2. Multiplica el valor obtenido anteriormente por el precio original del producto. Por ejemplo, si el producto cuesta 63€, tendremos que hacer 63×0,2 = 12,6. Este es el descuento neto, lo que nos vamos a ahorrar.
  3. El precio final del producto será su precio original menos el descuento neto obtenido en el paso anterior. En este ejemplo, si el producto costaba 63€ se nos quedará en 63 – 12,6 = 50,7€.

Descuento tipo 3×2

En los descuento tipo “llévate 3 unidades y paga dos” el descuento neto, lo que nos ahorramos, es el precio que cuesta una unidad pues no pagamos una unidad. Si el descuento fuese 5×3 nos ahorraríamos el precio de 2 unidades. Pero lo interesante de estas ofertas es conocer el precio final pagado y el ahorro por unidad. Por ejemplo, si la oferta es 3×2 (llévate 3 y paga 2) para un producto que cuesta 5€:

  1. Ahorro neto total: 5€ (el precio de una unidad)
  2. 5×2 = 10. Este es el total pagado.
  3. 10/3 = 3,33€. Este es el precio real pagado por unidad (hemos pagado 10€ entre 3 unidades que nos llevamos).
  4. Nos hemos ahorrado 5 – 3,33 = 1,67€ en cada uno. O, lo que es lo mismo, 1,67€ ha sido el descuento en cada unidad. Pasado a porcentaje sería un descuento del 33,4% (1,67×100 y dividido entre 5).
Publicidad