Publicidad

Una úlcera o llaga es una lesión local que aparece en la superficie de la piel y que suele ir acompañada de enrojecimiento, escozor, picor e inflamación. Las úlceras en los genitales masculinos se pueden deber a causas muy diversas y pueden aparecer en el escroto, cuerpo del pene o en el glande. En función de su etiología, puede aparecer una sola o varias a la vez. Con menos frecuencia se dan en el interior de la uretra. Repasemos las causas más frecuentes.

Posibles causas de úlceras genitales masculinas

Las causas más comunes de úlcera genital masculina son enfermedades infecciosas provocadas por bacterias y virus. Estas infecciones suelen estar relacionadas con enfermedades de transmisión sexual pero no siempre. Si atendemos a esta característica, podemos dividir las úlceras genitales masculinas en dos grandes grupos, las infecciosas y las no infecciosas.

1

Origen infeccioso

Entre las infecciones más frecuentes que cursan con úlceras genitales en el hombre encontramos:

  • Chancroide o chancro blando: causado por la bacteria Haemophilus Ducreyi. Aparece una protuberancia que evoluciona a úlcera aproximadamente en un día desde su aparición.
  • Sífilis: enfermedad infecciosa provocada por la bacteria Treponema Pallidum. Es una infección sistémica, no localizada en los genitales, pero las úlceras genitales son un síntoma característico. Las llagas y úlceras (llamadas chancros) suelen localizarse en el glande y cuerpo del pene aunque también pueden aparecer en el interior de los testículos y otras mucosas del cuerpo como la boca.
  • Herpes genital: provocado por el Virus Herpes Simple (VHS). El subtipo VHS-2 es más frecuente. Aparecen ampollas pequeñas, generalmente dolorosas, que pueden convertirse en úlceras.
  • Linfogranuloma venéreo: enfermedad provocada por la bacteria Chlamydia trachomatis. Se considera una enfermedad emergente que se da con más frecuencia en hombres jóvenes menores de 35 años. Las úlceras genitales del linfogranuloma se pueden confundir fácilmente en apariencia con las úlceras provocadas por la sífilis.
  • Granuloma inguinal (donovanosis): infección bacteriana por Klebsiella granulomatis. Provoca la aparición de protuberancias pequeñas y de color carne que pueden pasar a úlceras si no se tratan. Pueden aparecer en los genitales y alrededor del ano.
  • SIDA: el SIDA no produce úlceras genitales por sí mismo pero la inmunodepresión del paciente favorece infecciones secundarias que provoquen las úlceras, por ejemplo del herpes genital. En estos pacientes las úlceras pueden ser persistentes durante largos períodos de tiempo y aparecer de forma recurrente.

Muchas de estas infecciones producen llagas en otras partes del cuerpo, generalmente en mucosas como la boca y la faringe.

2

No infecciosas

La presencia de úlceras genitales no siempre es indicativo de infecciones ni de enfermedades venéreas sino que pueden estar causadas por otras patologías:

  • Enfermedades autoinmunes: síndrome de Behçet, enfermedad de Chron, aftosis oro-genital idiopática, pioderma gangrenoso, etc.
  • Neoplasias y procesos cancerosos: algunos tipos de cáncer pueden crecer en el pene y producir ulceración. Por ejemplo, el carcinoma escamoso, carcinoma basocelular o la enfermedad de Paget del pene (un tipo de adenocarcinoma).
  • Otras causas: algunos fármacos, entre ellos algunos antibióticos, pueden provocar la aparición de úlceras en el pene (la lesión se conoce como eritema fijo medicamentoso). Lesiones traumáticas (accidentes, mordeduras) y algunas dermopatías (péfigo, dermopatías pruriginosas) también pueden ser causa de ulceración en los genitales masculinos.

Aunque muchas úlceras curan por sí solas, la mayoría requieren tratamiento y algunas pueden ser síntoma de enfermedades graves. Algunas incluso puede remitir y aparecer de nuevo con mayor gravedad, como es el caso de la sífilis en la que el chancro desaparece al mes o mes y medio para volver a aparecer con más gravedad en la segunda etapa de la enfermedad. Por ello es recomendable acudir al médico ante el primer síntoma.

Referencias

Publicidad